Feeds RSS

Ultimas noticias en el Buscador Místico:

martes, 4 de enero de 2011

Reviven niños leyenda de Callejón del Beso

FOTO: STAFF A.M.
En época vacacional es común encontrar a niños que se ofrecen como guías para narrar la famosa leyenda del Callejón del Beso.
Ante el incremento de los turistas, uno de los sitios más visitados es el callejón del Beso, cuya leyenda de dos amantes que no pudieron consumar su amor por la diferencia de clases sociales es dominada por pequeños capitalinos de todas las edades.


Aprovechando sus conocimientos y hasta su carisma, es común que pequeños desde siete años hasta jóvenes se ofrezcan como guías de turistas para llevar a los visitantes al angosto pero famoso callejón.

Por unos cuantos pesos, los niños llevan a los turistas por el callejón, y de frente a los balcones en los que se llevaban a cabo las citas a escondidas entre Doña Ana y Don Carlos, los niños aderezan la historia con chistes o refranes con los besos más populares.

El minirecorrido concluye con una lección de los significados de los besos, que la mayoría de las explicaciones causan risa, como el árabe donde la saliva va y la saliva viene.

El clásico beso en el tercer escalón para las personas que acuden con su pareja, también les es explicada para así evitar alguna maldición.

Luego de recibir un par de monedas, los niños se dirigen a la Plazuela de Los Ángeles en espera de más clientes.

Trágico amor

Antigua leyenda, pero que sigue cautivando a propios y extraños sobre esos dos enamorados a quienes sus familias les prohibían verse y ellos se citaban clandestinamente en esos balcones.

Y la tragedia griega ocurre cuando el padre de Doña Ana descubrió a su hija en el momento de besarse con Don Carlos y ahí mismo la mató.

Se dice que las parejas que se dan un beso en el tercer escalón tienen garantizados siete años de felicidad.
RUTH ELIZARRARAZ



Facebook Google Bookmarks Twitter FriendFeed Bitácoras Chuenga Fresqui Enchílame Menéame Yahoo! Technorati Del.icio.us MySpace DiggIt! PromotingBlogs

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada